Viajar con niños: las mejores actividades para incluir en tu vuelta al mundo

Los que nos sigáis desde hace tiempo lo sabréis pero para los que no os lo recordaremos: en NomadFlight no concebimos una vuelta al mundo (de la duración que sea) si no incluye experiencias de esas que uno recuerda para toda la vida. Y esta máxima se vuelve más importante cuando viajamos con niños. Para que siempre estén entretenidos y sorprendidos os hemos preparado las mejores actividades para incluir en vuestra próxima aventura familiar. ¿Te quedas a descubrirlas?

Las mejores actividades con niños: ¡show de cocodrilos en Miami! 

En Miami no solo encontrareis casas de famosos y tiendas de lujo. También hay hueco para la aventura, como la que encontraréis en la excursión a los Everglades, la zona más salvaje de Estados Unidos. A unos 40 minutos del centro de la ciudad, la jornada comienza  recorriendo los humedales en un aerodeslizador y viendo de cerca a los cocodrilos, caimanes y tortugas autóctonos. Y si os quedáis con ganas de más, también se puede disfrutar de un show solo de cocodrilos en el que verlos aún más cerca. Y antes de volver al centro, os recomendamos probar algunos de los platos locales más famosos como el cangrejo de piedra. 

¡Sidney y sus adorables canguros!

Si llevamos la mente hasta esta mítica ciudad de las antípodas es inevitable pensar en su flora y fauna tan particular, con nuestros queridos canguros como emblema. ¿Qué os parece ir en su encuentro con esta excursión tan bonita? Tras el camino de dos horas desde Sídney hasta Sublime Point, Kiama y el Valle de los Canguros encontraréis paisajes de película, bufones, wombats y por supuesto canguros

Cuando lleguéis a Sublime Point, daréis un paseo en familia hasta alcanzar la cima, desde la que se pueden disfrutar de unas espectaculares vistas a Wollongong. Desde ahí, os acercareis hasta el pueblo de Kiama para admirar su bufón y conocer a los simpáticos pelícanos propios de zona costera. 

Después del picnic, la excursión sigue en dirección al bosque tropical Minnamurra, donde os podréis encontrar (con suerte) a los dragones de agua australianos. Y continuaréis el camino hacia las Highlands australianas para admirar tres de las cascadas más impresionantes de todo Sídney. Pero aquí no acaba la cosa, la última parada de la excursión es el Valle de los Canguros. Un lugar donde veréis wombats y canguros en libertad y a solo unos pocos metros de distancia.  Y con esa impresión en el cuerpo, os va a encantar la barbacoa típica australiana que os tendrán preparada. ¡La guinda perfecta a esta súper escapada! 

Las mejores actividades con niños: ¡tirolina en Belice! 

Este país, medio latinoamericano, medio caribeño, es una de las grandes joyas en las que relajarse y disfrutar en familia. Cuenta con la segunda barrera de coral más grande del mundo (seguida de la australiana) y podréis visitar reservas naturales o yacimientos mayas entre otros atractivos. 

Y además del clásico snorkel, os proponemos una actividad de lo más emocionante. El Parque Jaguar Paw, es un complejo enorme de Belice en el que os podréis deslizar en tirolina. Si nunca lo habéis practicado, no hay ningún problema, tendréis una formación previa y con todo listo, ¡empezará la acción en las plataformas a más de 150 metros de altura! 


Después de reponer fuerzas con la comida, llega la segunda actividad del día. Os tocará visitar las cuevas del parque para hacer cave tubing. Y te preguntarás, ¿esto qué es? Pues se empieza explorando las grutas remando en unos grandes flotadores que os permitirán navegar entre estalactitas, estalagmitas y manantiales. Y durante el recorrido os contarán cómo se formaron estas galerías subterráneas de forma natural.

Mejores actividades en San Francisco y Yosemite

¿Imaginas visitar San Francisco y no acercarte al Parque Nacional más famoso de Estados Unidos? Efectivamente, nosotros tampoco. Es un lugar totalmente mágico, con un bosque de secuoyas gigantes, de hecho son los árboles más grandes del mundo. “Grizzly Giant” es el nombre con el que se conoce a la más famosa de Yosemite, con una base de casi 30 metros de circunferencia. ¡Ah! Y si estáis de suerte quizá hasta tengáis la suerte de que pase algún oso a saludar. 

En el trayecto se atraviesan las montañas de Sierra Nevada y ya se puede intuir las maravillas naturales que os esperan mientras cruzáis las antiguas ciudades del viejo oeste. Pero no solo de Secuoyas se nutre la fama del parque. Descubriréis rincones igual de impactantes como Inspiration Point (el mejor mirador del parque), Half Dome (una formación granítica convertida en la imagen del parque), El Capitán (famoso por su complicada escalada y que tiene su propio documental en Netflix), Yosemite Falls (la catarata más alta de América del Norte), Bridalveil (otro famoso salto de agua, venerado por los ahwahneechee) o Yosemite Village (un pueblecito en medio del parque). 

Y por supuesto, también hay tiempo para pasear o tumbarse en la naturaleza, alquilar unas bicis y hasta darse un baño en el río. ¡Aviso importante: os quedaréis con ganas de repetir!

Snorkel con tiburones y rayas en Bora Bora

Si hay un destino en el que podréis disfrutar grandes y pequeños es la Polinesia Francesa y en concreto la isla de Bora Bora. Está rodeada por una laguna separada del mar por un arrecife de coral, así que es fácil de imaginar el nivel de desconexión que se alcanza. Y cuando el cuerpo os pida emociones algo más fuertes, el snorkel es todo lo que necesitáis. Pero no un snorkel cualquiera sino en compañía de nada más y nada menos que tiburones y rayas. Sin duda, una de las mejores actividades de la zona.

En la laguna azul de Bora Bora os encontraréis con las rayas y toca lanzarse al agua con máscara y tubo para nadar con ellas y comprobar la elegancia con la que se mueven. La siguiente parada del barco es el “momento tiburón” en el que un guía estará siempre con vosotros en el mar para ayudaros a perder el miedo. Y es que la realidad es que son inofensivos para las personas pero también existe la posibilidad de observarlos desde el barco. 

Cuando se recorren los jardines de coral, se puede comprobar la enorme biodiversidad de la zona, desde peces tropicales a enormes corales que os acompañarán durante todo el día. Ah y para los más exigentes, la actividad se puede redondear con un tour en moto de agua, ¡a gusto del consumidor! 

Y hasta aquí llegamos con esta primera aproximación a las mejores actividades que podéis reservar en una vuelta al mundo con niños, ¡os esperan muchas más que os iremos descubriendo! 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

En NomadFlight (Titularidad de Nomad Flight S.L.) trataremos los datos que nos facilites con la finalidad de publicar tu comentario en la web. Podrás ejercer los derechos de acceso, rectificación, limitación, posición, portabilidad, o retirar el consentimiento enviando un email a info@nomadflight.com. También puedes solicitar la tutela de derechos ante la Autoridad de Control (AEPD). Puedes consultar información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra Política de privacidad